Antoni Llena
España, 1942
Volver
La obra de Llena es un encuentro entre fragilidad y solidez, volumen y profundidad, refinamiento y vulgaridad. Desde hace décadas, este artista trabaja con materiales ordinarios como el papel, que recorta y compone repensando la pintura y el espacio constructivo. El historiador del arte Luis Pérez Oramas dice que en la obra de Llena existe una teología de la desaparición, una estética del despojo, de la búsqueda de nada, y la consiguiente glorificación de lo que despreciamos insistentemente: los restos y las ruinas del día y el papel que absorbe la fragilidad que puede haber en todas las cosas. No ser nada para convertirse en todo.
Nimfa Bisbe

Obras del artista en la colección Obras del artista en la colección

  • Negro, blanco, rojo y azul / 1986